Ejemplos de ingresos pasivos

Moris Dieck
November 30, 2022
7 min read

¿Qué son los ingresos pasivos?

Un ingreso pasivo es aquel que se deriva de una inversión en un activo que te genera ingresos sin necesidad de trabajarlos, de estar invirtiendo tiempo y esfuerzo.

Tal vez te preguntes si tener un negocio es un activo de ingreso pasivo, porque vemos que las personas con las mayores fortunas se derivan de su éxito en los negocios, pero no necesariamente significa que es una inversión que genera ingresos pasivos. Si tú estás trabajando todo el día en el negocio no es tanto pasivo, porque tú lo estás trabajando, estás metido de lleno y dedicas todo tu tiempo y esfuerzo a hacerlo funcionar.

Otro activo que tal vez se te viene a la mente son los bienes raíces, ¿verdad? Pues déjame decirte que también depende mucho de tu actividad en este rubro para determinar si es ingreso de tipo pasivo o no. Si tú dedicas tu tiempo a estar buscando propiedades, comprándolas, remodelándolas y vendiéndolas, no es un activo de ingreso pasivo, es tu trabajo.

Pero si compras una FIBRA o rentas un departamento, la cosa cambia y ahora sí estamos hablando de activos de ingreso pasivo.

Entonces, ¿ganas dinero sin trabajar?

Puede ser que la definición de un activo de ingreso pasivo sea un poco estricta al decir que no requiere trabajo, tiempo o esfuerzo, porque la realidad es que no siempre es así, a pesar de tener ingresos de tipo pasivo algunas veces tendrás que estar al pendiente del estado de tus inversiones o tus activos, de alguna manera deberás dedicar algo de tiempo. 

Aquí un ejemplo de esto, si tú tienes una casa y la estás rentando, es un activo de ingreso pasivo porque te está generando rentas mensuales y tú no tienes que estar trabajándolas para que eso suceda, ¡pero claro que requiere que le dediques un tiempo! Hay que mantener la casa, negociar contratos con inquilinos, incidencias con los inquilinos, entre otras cuestiones que pueden surgir, y que cuando lo hagan, tú tendrás que dedicar tu tiempo para atender esa situación y hacer todo lo posible para que se siga rentando.

Pero el hecho de que suceda eso no significa que tu propiedad en renta ya no es un activo de ingreso pasivo, claramente lo sigue siendo, por eso comentamos que la definición es algo estricta en ese aspecto.

Una definición más realista de los activos de ingreso pasivo sería esta: aquella inversión que te genera ingresos recurrentes sin requerir la totalidad de tu tiempo diario.

Tipos de activos de ingresos pasivos

Ya hablamos de algunos ejemplos que generalmente pueden confundirse con activos de ingreso pasivo, pero como mencionamos anteriormente, hay algunos activos que dependiendo de cómo los trabajes, determinará si es ingreso pasivo o no, a continuación revisaremos por qué.

Estas son las principales 4 categorías de los activos de ingreso pasivo:

  • Inmobiliarios: No toda inversión en bienes raíces entra de esta categoría, aquí estamos hablando por ejemplo de un departamento que es de tu propiedad y lo estás rentando, una inversión en un pool de rentas de algún desarrollo inmobiliario, o una inversión en esquemas inmobiliarios donde te permiten comprar un token que te da una parte proporcional del rendimiento de una serie de inmuebles, parecido a una FIBRA.
  • Financieros: Aquí entran las inversiones en acciones de la bolsa, pero no cualquier acción, solo las que dan dividendos, si compras una acción que no da dividendos no estarás obteniendo esos ingresos recurrentes que forman parte de la definición de un activo de ingreso pasivo, así que es importante identificar si la acción que quieres compras da dividendos.
    Otro ejemplo de esta categoría son las FIBRAS, las cuales te dan acceso a las rentas de un grupo de bienes inmuebles por medio de un fideicomiso. Otro ejemplo son los famosos CETES o cualquier instrumento de deuda, ya que estos te pagan intereses sin la necesidad de que tú destines tu tiempo o los trabajes.
  • Negocios: No estamos hablando de un negocio del cual estás recién emprendiendo y que claramente necesita de toda tu dedicación y tiempo para tener éxito, en esta categoría nos referimos a cualquier negocio que tú logras sistematizar y no tienes que estar metido en la parte operativa y por ende operación ya no depende de ti. O también, si tú eres socio capitalista de un negocio entonces se trata de una inversión en un activo de ingreso pasivo.
  • Propiedad intelectual: Con este nos referimos a libros, fotografías, info productos, cursos digitales, y todo aquello activo que se derive de tu creatividad y conocimiento que puedas conceptualizar en una creación que después puedas monetizar sin tener que replicarlo. Si tomas una serie de fotos, escribes un libro o sacar un curso, el trabajo es al inicio al momento de crearlo, pero una vez que ya lo tengas y lo saques a la venta, serán ventas recurrentes por algo que ya trabajaste y que de ahora en adelante solo serán ventas.

¡Toma acción!

Ya conoces qué es un activo de ingreso pasivo, cómo funcionan y algunos ejemplos, ahora es hora de que te pongas a pensar cuál de las 4 categorías tú crees que tienes más potencial para desarrollar y empieza a idear e identificar de qué manera vas a invertir en algún activo de ingreso pasivo.

Si esperabas el momento adecuado para generar una fuente de ingresos adicional, este es, después de leer este blog yo espero que inmediatamente te pongas el chip de buscar fuentes de ingreso pasivas, ya tienes una idea mucho más clara, así que, ¡adelante! Estoy seguro de que encontrarás la manera de hacerlo y empezarás a gozar del famosísimo “hacer dinero mientras duermes”.

Haz click aquí para descargar la plantilla de Portafolio de Inversión llevar un registro completo de cada una de tus inversiones, espero que pronto agregues las de activos de ingreso pasivo.